Cerrar
Información sobre el TDA - TDAH o Déficit de Atención con/sin hiperactividad en la Fundación CADAH
fundacioncadah.org
 
 
+ TDA-H + Evaluación Diagnóstico + Tratamiento + Comorbilidad TDAH preescolar TDAH en la infancia TDAH adolescente + TDAH en la familia + TDAH en el aula + Estrategias TDA-H + TDAH en adultos TDAH en vacaciones + Publicaciones Famosos con TDAH Protocolo Cantabria Libro blanco TDAH Asociaciones Colabora con CADAH

Las sugerencias punto clave de un informe clínico de TDAH

Tan importante o más, que un buen diagnóstico y evaluación de las dificultades del niño, es entregar sugerencias sobre la manera en que el colegio y el hogar pueden contribuir a mejorar la situación.

                                          Las sugerencias punto clave de un informe clínico de TDAH

Estas sugerencias, que por lo general van al final de los informes, deben responder al diagnóstico y también a la realidad del niño en cuanto a sus recursos, los recursos de la familia, los del colegio y preocuparse de la factibilidad de las soluciones que se propongan. Las sugerencias que pueden ser incluidas en el informe clínico podrían ser:

  • Hábitos de estudio
  • Aspectos afectivos                
  • Sugerencias para el colegio  
  • Refuerzos (colegio y hogar)  
  • Tratamientos (ejemplos)

A continuación detallamos algunas sugerencias dentro de los tipos señalados.

                                        

Hábitos de estudio

  • Disponer de un espacio físico adecuado, sin muchos distractores. No obstante más importante que un ambiente demasiado austero, es una actividad atrayente.
  • Fijar un horario de estudio diario, previamente establecido  y no ceder. (1 hora aprox.)
  • Las rutinas de trabajo deben ser claras, conocidas y predecibles.
  • Brindar apoyo a las actividades escolares, revisándolas y/o solucionando dudas (en ningún caso, impacientarse y hacer las tareas por él?)
  • Estructurar externamente su entorno y en particular, organizar sus quehaceres escolares, proporcionándole pautas de trabajo. La sola presencia del adulto (profesor, padre u otra persona) tiene efectos significativos en el trabajo del niño.
  • La cantidad de ayuda que se brinde al niño, y la duración de la misma, dependerá de cada caso particular: de sus fortalezas y debilidades, de las características del colegio y de la familia, de los recursos de que se disponga. En general, la respuesta del niño no suele ser inmediata y se requiere de paciencia y persistencia, para que los cambios que se produzcan se transformen en hábitos y se generalicen.
  • Mostrarle sus errores y estimularlo para que autocorrija.
  • El contacto permanente con el profesor es clave para el éxito.
  • Mantener relaciones de colaboración permanente entre el colegio y el hogar es un elemento clave.
  • En asignaturas que exigen el aprendizaje de contenidos previos para adquirir los próximos, (ej.matemáticas), se sugiere un reaprendizaje "paso a paso" desde el punto en que el niño dejó de aprender o aprendió en forma deficiente los contenidos programáticos. 

Aspectos afectivos

  • Propiciar instancias de acercamiento afectivo padres-hijo-hermanos, a través de momentos recreativos.
  • Reforzar relaciones sociales y amistosas invitando amigas a la casa o permitiendo que vaya a casas de amigos. Facilitar  actividades deportivas de equipo, como una forma de incentivar su incorporación a grupos y el desarrollo de actividades grupales.
  • El apoyo, la comprensión de sus características, el respeto a su ritmo de trabajo, son fundamentales para fortalecer los lazos afectivos de todo el grupo y contribuir al fortalecimiento de su autoestima.

Sugerencias para el colegio

  • Disponer de un cuaderno de actividades complementarias  para trabajar los contenidos más deficitarios (se llevará a la casa y al colegio, como una manera de controlar las actividades).
  • Realizar entrevistas periódicas con los padres a fin de analizar avances y/o retrocesos en el aprendizaje.
  • Crear al interior del curso grupos de apoyo escolar en donde los alumnos de mejor rendimiento interactúen con los que tienen más dificultades.
  • Evaluar diferencialmente los contenidos no logrados que correspondan a objetivos del grupo cursos y que el niño no logre alcanzar (evitar frustraciones debidas a factores que el niño no maneja): darle más tiempo para la ejecución de sus tareas, establecer metas personales en su aprendizaje y evaluar el nivel en que han sido logradas.
  • Pedirle que revise sus trabajos antes de entregarlos para que corrija los posibles errores y para estimularla positivamente si no los hubiera.
  • Proporcionar apoyo pedagógico en las asignaturas que lo requieran.
  • Entregarle la información en forma parcelada, precisa, asegurándose de que la retenga en la memoria, pidiéndole que repita la información recién entregada.
  • Dentro de la sala de clase, ubicarla cerca del profesor, del pizarrón y alejada de elementos distractores.
  • Proporcionarle pautas consistentes sobre lo que tiene que hacer, entregarle instrucciones en forma parcelada y si es necesario, numerar los pasos de la tarea.
  • Reiterar las instrucciones y entregárselas por escrito, de manera que se pueda controlar también su ejecución desde el hogar.
  • No exponer al niño actividades con límite de tiempo, lo que favorece su impulsividad y su tendencia a improvisar respuestas para "salir del paso".
  • Invitarlo a pensar antes de responder, a planificar su trabajo, hipotetizar soluciones y detenerse a comprobar si son correctas.
  • Modelar frente al niño la ejecución de determinadas tareas, mientras se verbaliza cada etapa del trabajo. A continuación pedir al niño que realice la misma tarea  (guía externo) mientras verbaliza cada uno de los pasos que realiza. Luego de memorizar la instrucción, pedirle que ejecute la tarea, mientras se autoguía vía discurso privado.

Refuerzos (colegio y hogar)

  • Frente a situaciones de fracaso escolar, no descalificar ni castigar, antes de dialogar y premiar el esfuerzo realizado.
  • Recompensar logros y cumplimiento de compromisos con reconocimiento de toda la familia/compañeros, etc.
  • El castigo por sí mismo, no crea hábitos ni desincentiva conductas desadaptativas. Es preferible el retiro de recompensas en caso de que el niño no cumpla con los compromisos pactados. La consistencia de la respuesta del adulto frente a la conducta del niño es un punto clave en la adquisición de hábitos.

Tratamientos (ejemplos)

  • Psicoterapia si el problema lo requiriera, para el niño y/o para la familia
  • Mantener tratamiento farmacológico hasta que el médico así lo indique
  • Rehabilitación psicopedagógica
  • Apoyo pedagógico (vía grupos de reforzamiento, u otros)
  • Evaluación diferenciada

En el caso de que no se remitan sugerencias en el informe clínico, se deberán solicitar las mismas mediante un escrito dirigido al profesional que se lo realizó y entregada con copia, para que sea registrada, en el centro donde se efectuó el diagnóstico. De esta manera quedara completo el informe clínico.

 

BIBLIOGRAFÍA

Guía de Práctica Clínica sobre el Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH) en niños y adolescentes. Guías de Práctica Clínica del SNS. Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad. 2010.

Sotullo, C. y Díez, A. (2007). Manual de diagnóstica y tratamiento del TDA-H. Ed. Médica Panamericana.

 
 
Pulse para ver el Certificado de Web de Interes Sanitario
 
  • Ayuntamiento de Santander
  • Obra Social La Caixa
  • El Diario Montañes
  • Glezco
  • ICASS
  • Zink Padel
  • Nubily
  • Foramen
  • Balneario de Puente Viesgo
  • Laboratorios Janssen
  • Gobierno de Cantabria-Consejería de Educación