Cerrar
Información sobre el TDA - TDAH o Déficit de Atención con/sin hiperactividad en la Fundación CADAH
fundacioncadah.org
 
 
+ TDA-H + Evaluación Diagnóstico + Tratamiento + Comorbilidad TDAH preescolar TDAH en la infancia TDAH adolescente + TDAH en la familia + TDAH en el aula + Estrategias TDA-H + TDAH en adultos TDAH en vacaciones + Publicaciones Famosos con TDAH Protocolo Cantabria Libro blanco TDAH Asociaciones Colabora con CADAH

Pautas adecuadas para la planificación del estudio en alumnos con TDAH

La tarea de planificar el estudio de los alumnos con TDAH en casa, puede resultar difícil para las familias. Enfrentándose a una serie de dificultades generales que hacen de la tarea de estudiar un proceso tortuoso.

Alumnos que pasan horas estudiando y el rendimiento no es el esperado en relación con las horas dedicadas.

Alumnos a los que les cuesta empezar a estudiar o que se cansan rápidamente, etc.

Por ello, cuando una familia hace frente a estas dificultades y se propone organizar las sesiones de estudio de los hijos, debe tener en cuenta una serie de pautas y aspectos concretos para que esta tarea tenga el rendimiento esperado. También es muy importante dotar al niño de un papel importante en esta realización, puesto que es él el que va a llevar a cabo ese horario, y debe participar en su elaboración, teniendo en cuenta sus opiniones y sugerencias al respecto de su elaboración.

                       TDAH PLANIFICACIÓN PAUTAS ESTUDIO

Son numerosas las ventajas que ofrece una buena planificación, entre las que encontramos:

  • Ahorro de tiempo.
  • Creación de hábitos y estrategias referidos al orden y a la organización.
  • Organización racional de las actividades diarias.
  • Distribución adecuada de todas las materias a estudiar.
  • Evitar el "a última hora" y las consecuencias negativas que acarrea.
  • Obliga a un trabajo diario.
  • Evita vacilaciones sobre lo que se debe hacer.
  • Evita la improvisación a la hora de estudiar.
  • Economiza el esfuerzo, optimiza el tiempo y los recursos.

Da seguridad y eleva el autoconcepto, los pequeños éxitos refuerzan la conducta en las actividades posteriores.

En el comienzo de la planificación, las familias, deberán analizar cual es la realidad del niño, ya que la planificación debe responder a las necesidades y a las características de cada alumno particular. De esta manera deberán valorar cuáles son las actividades que realiza el alumno a lo largo del día, para planificar el estudio en consecuencia, ya que si se dispone de una buena organización, habrá tiempo para realizar todo lo que se propongan: actividades extraescolares, estudio, tiempo libre,etc.

Una de las principales dudas que presentan las familias se refiere al tiempo de estudio que deben dedicar los alumnos en casa. Para los alumnos de educación primaria, 2 horas de dedicación son suficientes, y en el caso de educación secundaria estaríamos hablando de unas 3 horas diarias. Nunca debemos perder de vista que el tiempo de estudio debe de ser flexible, pero sin que tenga grandes variaciones, puesto que nos proponemos crear unos hábitos de estudio, para lo que es necesario una práctica regular y diría del estudio.

Estas horas de las que estamos hablando se refieren al tiempo que los alumnos dedican a estudiar y a realizar tareas escolares en casa.

  • Revisar apuntes.
  • Llevar al día la materia de estudio.
  • Hacer las actividades.
  • Repasar.
  • Ojear los temas que se explicarán en el futuro.
  • Realización de trabajos, etc.

Cuando nos planteamos planificar una sesión de estudio, debemos tener presente la importancia de empezar todos los días a una hora regular, que sea la misma y en un horario continuo. Esto último es muy importante ya que si dividimos el tiempo de estudio en dos veces, tarde y noche por ejemplo, al alumno con TDAH le costará mucho más mantener la concentración y la atención en dos sesiones diferentes, al igual que perderá tiempo en la organización de los materiales, en la preparación,etc.

Será de vital importancia introducir descansos en las sesiones de estudio. No deberán sobrepasar los 15 ó 20 minutos, ya que si lo hacemos, el alumno perderá toda la concentración y nos costará mucho más motivarlo para retomar la tarea de estudiar.
La forma ideal de planificarlo será tomando la primera hora de estudio, y dedicar 55 minutos al estudio, y 5 al descanso. En las horas sucesivas (hasta 2 en primaria y hasta 3 en secundaria) iremos restando 5 minutos del estudio y dedicándoselos al descanso. De esta manera iremos avanzando el tiempo de relax de manera progresiva a la vez que el alumno va estando más cansado.

A la hora de establecer la secuenciación de las actividades, es conveniente programar en primer lugar las actividades de dificultad media, para que el alumno las enfrente con energía. Seguiremos con las de dificultad elevada. En este punto muchos padres pueden preguntarse por qué no comenzar por estas, ya que requieren de más esfuerzo por parte de los alumnos. Debemos pensar que si al comenzar a estudiar, lo hacen por tareas en las que tienen más problemas, pueden experimentar frustración y agobio y renunciar a la tarea. Terminaremos las sesiones diarias con las tareas que resulten más sencillas para ellos, para acabar con un buen nivel de satisfacción.

Una vez que tenemos clara la planificación diaria, podremos afrontar la semanal. Para esta organización en concreto, debemos contar con las asignaturas que tienen diariamente según el horario de clases, para indicar el tiempo que se va a brindar cada día a cada asignatura y el tiempo para tareas o estudio.

No debemos olvidar la diferencia entre el tiempo dedicado a la realización de tareas o trabajos, y el dedicado al estudio propiamente. Recordamos que el estudio consta de:

  • Leer, comprender y memorizar el contenido de los temas correspondientes.
  • Subrayar y elaborar un esquema o un resumen.
  • Volver a hacer los ejercicios o preguntas resueltos en el cuaderno, para comprobar que se comprende y recuerda la información.
  • Completar las notas tomadas en clase con información del libro o de otras fuentes de consulta, tratando de responder a preguntas que él se plantee y que podría formular el profesor en un examen, etc.

"Para evitar los problemas más comunes en la administración del tiempo, el objetivo es fijarse un programa de estudio" (Brown, 1985)

 
 
Pulse para ver el Certificado de Web de Interes Sanitario
 
  • Ayuntamiento de Santander
  • Obra Social La Caixa
  • El Diario Montañes
  • Glezco
  • Nubily
  • Foramen
  • Balneario de Puente Viesgo
  • Laboratorios Janssen
  • Gobierno de Cantabria-Consejería de Educación